9/1/14

Biografía: Charlotte Salomon, "Viveré por todas ellas" ¿vida, teatro, Auschwitz?.

                               

Charlotte Salomon, ¡vida, teatro... Auschwitz! Me tope con la historia de esta mujer casi por casualidad, haciendo una búsqueda de información para una entrada muy especial que os estoy preparando. Y me impresionó tanto que bien merece entrar en nuestra sección de "Biografías" de grandes hombres y mujeres, personajes que nos inspiran con su trayectoria vital y sobre todo con la forma en la que tuvieron de encarar la vida. En el caso de Charlotte Salomon, además como muchos otros mitos del siglo XX, murió muy joven y de la forma más abrupta y cruel que un ser humano pueda causarle a otro, lo que congeló su imagen en nuestra retina convirtiéndola en un símbolo que el tiempo no ha podido desgastar. Lo que conocemos de ella, de su legado artístico, de sus pinturas de "gouache", que ella no vio publicadas, ni recibió reconocimiento alguno; lo construyó con menos de treinta años, lo que nos lleva a la inevitable pregunta de...
¿Qué hubiese podido hacer si esas horribles cámaras de gas no hubiesen acabado con su vida, como lo hicieron con más de seis millones de judíos en la 2ª Guerra Mundial? Desafortunadamente eso nunca lo sabremos, pero empecemos por el principio...


... ¡Vida!


Charlotte Salomon, nació en Berlín el 16 de abril de 1917, recibió su nombre por su tía Charlotte Knarre, hermana de su madre que se suicidó siendo muy joven, a los dieciocho años. Un presagio del oscuro mal que acechaba a las mujeres de su familia. Fue el suicidio de su tía, lo que llevó a su madre a convertirse en enfermera, y trabajando en un hospital durante la 1ª Guerra Mundial conoció a un prestigioso cirujano, Alfred Salomon, del que se enamoró.



Así nació Charlotte en 1917,  una niña traviesa e inquieta, cuyo mundo se vino abajo cuando perdió a su madre en 1926, a los ocho años. Ésta se suicidó, arrojándose desde la ventana de su casa, aunque le ocultaron la verdad que no descubriría hasta mucho más tarde. Fue criada por institutrices durante cuatro años, hasta que su padre se volvió a casar, en 1930, con una cantante lírica, Paula Lindberg. Una mujer alegre, inquieta e independiente, que introdujo a Charlotte en el mundo del arte, de la música y de la cultura.

Cuando tenía dieciséis años, los nazis llegaron al poder, y ella simplemente se negó a asistir a la escuela. Y aunque existían cuotas para limitar el acceso de estudiante judíos a determinadas escuelas, logró ser aceptada en la Academia de Bellas Artes, en el Berlín de 1936, para estudiar pintura. Dos años más tarde, la presión de las políticas antisemitas del gobierno alemán hicieron que su inscripción fuese anulada y se le retirase un premio. Durante esos años vivió un romance con el músico Alfred Wolfson, que le doblaba la edad, y que fue un gran valedor de su obra y su talento, animándole a amar la pintura y a expresar su alma a través de la misma.

En noviembre de 1938, después de la "Noche de los Cristales Rotos", a su padre le prohibieron practicar la medicina, y fue internado por un breve tiempo en un campo de Sachsenhausen. Sus abuelos ya se habían exiliado a Italia, y desde allí se trasladaron a Villefranche-sur-Mer, al Sur de Francia. Una situación insostenible que llevó a su familia a tomar la decisión de abandonar Alemania.


... ¡ Teatro!

Charlotte Salomon, abandonó Berlín para refugiarse con sus abuelos en Francia, mientras que su padre y su madrastra viajaban a Holanda. La relación con sus abuelos no fue fácil, la depresión que sufría su abuela se agudizó, y tras el estallido de la 2ª Guerra Mundial en septiembre de 1939, ésta intentó suicidarse. Fue tratada por el Dr. Moridis, pero en la primavera acabaría consiguiéndolo. Fue entonces cuando su abuelo decidió confiarle el oscuro secreto que se cernía sobre su familia materna, y la verdadera razón de la muerte de su madre. Siete miembros de su familia se habían suicidado, su tía Charlotte, la tía y el tío de su madre, su prima, su abuela, su bisabuela y su propia madre.
"Si no puedo encontrar ninguna alegría en mi vida, o en mi trabajo, moriré", Charlotte Salomon.

Una revelación que causo una fuerte impresión en Charlotte, una verdad que sacudió su vida y le hizo tomar una determinación. Rodeada, de guerra, de muerte, de locura... Se reveló a ese oscuro final que esperaba a las mujeres de su familia, y decidió volcar su vida en la pintura. Así nace "¿Vida o teatro?" / "Leaben oder Thether?: Ein Singspiel", una serie de pinturas autobiográficas  que incluyen 769 obras individuales que pintó entre 1940 y 1943. 
"Mientras la guerra continuaba, me senté junto al mar y vi la profundidad del corazón de la humanidad", Charlotte Salomon.

Su obra es mucho más que simples pinturas, las acompañaba con poesía, textos, monólogos, conversaciones e incluso referencias musicales de autores como Mozart o Mahler. Todo listo para  representar la historia de su vida, de su huida, de su dolor, de su soledad. Dispuesta en actos, exactamente tres: 

- "Preludio" centrado en su vida en Berlín, 

- "Parte principal" dedicada a Alfred Wolfson, 

- y "Epílogo", sobre su vida en Niza. 

Cada uno de ellos se corresponde con un color; azul, rojo y amarillo. Cobran vida, cambiando el nombre de todos los personajes y añadiendo papel vegetal y transparente con texto, diálogos, música y la dirección de escena de cada imagen.
"No quiero volverme loca, escribiré mi historia para no perder la cabeza", escribió Charlotte Salomon a sus padres en una carta.


La historia comienza con el suicidio de su tía Charlotte y finaliza en 1940, fue pintanda en poco más de un año, entre 1941 y 1942. Pues durante unos meses en 1940, Charlotte fue enviada, por el gobierno francés,  junto con su abuelo, a unos campos en los Pirineos. Regresaron a Niza porque su abuelo enfermó, y allí fueron acogidos por la millonaria estadounidense Ottilie Moore... 

Charlotte comenzó su obra en St. Jean Cap Ferraf. Muchos recuerdan a la joven cantando y tarareando música mientras pintaba frente al mar o en el campo. Dos años intensos de creación artística en los que Salomón pintó más 1325 pinturas.

Su estilo, sobre todo en "¿Vida o teatro?" / "Leaben oder Thether?: Ein Singspiel", avanza desde un color brillante y vivo hasta la oscuridad y abstracción, de hecho en una de las últimas pinturas, solo aparece texto, escrito deprisa, casi claustrofóbicamente, como si fuese consciente de cuál iba a ser su cruel final y tuviese que cerrar el libro de su vida a tiempo. En otra, podemos verla sentada frente al mar pintando y en su espalda el título de la obra y el año 1940, el momento en el que decidió vivir y consagrar su vida a la pintura.
"Porque Charlotte Salomon, tuvo que elegir, entre morir y enloquecer como lo habían hecho las mujeres de su familia, o vivir por todas ellas y formar parte de este teatro que es la vida. Eligió y quiso contarnos su historia como lo haría un buen amigo, dandónos pistas y detalles para poder interpretarla y hacerla nuestra".

Un tesoro que ha llegado a nosotros gracias a que Charlotte se lo confiase al Dr. Moridis para protegerlo de los nazis, y éste lo escondiese hasta después de la guerra.


... ¡Auschwitz y el horror!

En 1942 la Riviera francesa fue ocupada por  el ejercito italiano, momento en el que Charlotte conoció a Alexander Nagler, otro refugiado alemán, también judío del que se enamoró. Regresaron a Villafranche, dónde se casaron y Charlotte quedó embarazada. Hicieron oficial su matrimonio en el ayuntamiento de Niza el 17 de junio de 1943, lo que sin duda los expuso ante los alemanes. Éstos cuando ocuparon la Costa Azul, enviaron al capitán de la SS Alois Brunner para intensificar la búsqueda de refugiados judíos. Se preparaba un rescate a gran escala de refugiados. Entre ellos, lo más probable es que estuviesen Charlotte y Alexander. Sin embargo, Brunner los detuvo antes de que se llevase a cabo. El 24 de septiembre de 1943, fueron enviados al centro de procesamiento de Drancy cerca de París. Y el 7 de octubre de 1943, partieron en el tren nº60 sin saber hacia dónde eran enviados, viajando durante tres días hasta llegar a su destino final el campo de concentración de Auschwitz.

Hombres y mujeres fueron separados, Alexander destinado a trabajos dentro del campo, y ella como era costumbre con las mujeres embarazadas llevada a las terribles cámaras de gas, dónde fue asesinada el 10 de octubre de 1943.

“Mantenlo seguro, es toda mi vida”, estas son las palabras con las Charlotte Salomon le rogó al DR. Moridis que escondiese su obra de los alemanes


Y así se hizo, su obra fue encontrada en Villafranche, tras la guerra por sus padres. Su padre volvió a ejercer la medicina y su mujer se convirtió en profesora de canto. Por su parte Alfred Wolfson, sobrevivió refugiado en Inglaterra. Mientras la obra de Charlotte permaneció oculta al público hasta la década de los 60s, en la que empezó a exhibirse. En 1963, se publicó un libro con 80 reproducciones. Y en 1971, fue alojada en el Museo Histórico Judío de Amsterdam, dónde tiene su sede la “Fundación Charlotte Salomon” propietaria de la totalidad de la obra. Actualmente se expone permanentemente allí. En 1981, el museo presentó 250 obras formando una secuencia narrativa que impresionó a muchos críticos. Más tarde fue expuesta en la London Royal Academy, para lo que se publicó un catálogo completo de la obra, en el Gugenheim de Bilbao como parte de una exposición del arte durante el periodo de guerra y en otros grandes museos alrededor del mundo.


Decía Picasso que "crear es resitir", y como muchos artistas sufrió el acoso de la Gestapo y las acusaciones de artistas colaboradores del régimen, pero al igual que muchos no solo no dejo de crear sino que agudizó más aún su creatividad y compromiso. Artistas que sufrieron el exilio, otros el rechazo, el olvido, y algunos como Charlotte Salomon, la muerte. Sin embargo, su obra ha sobrevivido a la barbarie y permanecerá en nuestra memoria recordándonos la valentía y desdicha de hombres y mujeres, cuyas vidas fueron cercenadas por la devastación y el odio. La obra de Charlotte Salomon es intima y a la vez universal, desgarradora. Un mensaje casi violento y a la vez sarcástico, con grandes toques de humor, lleno de dolor y también de esperanza. Su vida relatada por un narrador que ignora por completo el oscuro final que el destino le ha reservado, pero que toma parte en este teatro de nuestra existencia y apuesta por la vida, por la creación y por dar un paso adelante...

"Viviré por todas ellas", Charlotte Salomon.

11 comentarios:

  1. Me estremeció profundamente esta historia de vida y muerte. De esta maravillosa mujer, que supo, creo yo, honrar la vida, a pesar de que se la arrebataron tan cruel e injustamente como a tantos otros, en esa barbarie sin sentido, que fue el Holocausto.
    A lo largo del relato de su historia, fue inevitable ponerme en su piel, pensando que a veces las adversidades nos vuelven mas fuertes y decididos a avanzar, sin repetir patrones negativos, impulsándonos hacia adelante.
    Me conmueve tu sensibilidad para seleccionar historias de vida. Un abrazo Cristina.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras Soledad, es una historia triste y dura y valía la pena compartirla con vosotros :D

      Eliminar
  2. es la vida, tan grande como el significado de la palabra "Mujer" gracias

    ResponderEliminar
  3. Otro gran ejemplo de superación y de valor extremo. Muy buenas tus biografías, un gran blog

    ResponderEliminar
  4. Gracias Alfmega, tú lo has dicho un gran ejemplo, :D

    ResponderEliminar
  5. También yo me encontré por casualidad con la obra de esta gran mujer y artista.Una vida tan corta y tan intensamente trágica; un ser marcado por la tragedia familiar y los horrores de la guerra, que supo crear su obra más allá de las contingencias.Realmente conmovedor y admirable.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahora mismo acaba de publicar David Foenkinos una biografía sobre ella, estoy deseando leerla porque fue una mujer increíble. Un saludo :D

      Eliminar
  6. Respuestas
    1. He llegado al blog tras la lectura de la maravillosa novela de David Foenkinos, novela escrita en forma de tuit, pero no busqueis caracteres en sus páginas: Pura poesía en puntos y aparte que ayudan a suspirar y que me ha permitido descubrir a Charlotte e interesarme en su vida y en su obra, y por eso he llegado a este blog y esta entrada. ¿Qué te ha parecido la novela? Me permito el tuteo Gracias y un saludo cordial y lo visitaré a partir de ahora con más frecuencia VSP

      Eliminar
    2. ¡Buenas! Una de las espinitas que tengo clavadas es no haber podido leer aún esa biografía, tengo tantas lecturas pendientes que me resulta imposible, me faltan horas que no ganas. En cuanto me ponga al día te comento algo, aunque por lo que dices igual merece hasta una reseña. Un abrazo Virginia (Encantada de tenerte por aquí :D )

      Eliminar

Quiero agradeceros que visitéis mi pequeño rincón. Vuestros comentarios me animan a seguir cada día. Un abrazo :D

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips