21/12/13

Cocinando con... Rudolph el Reno, cupcakes para una "Visita de Santa Claus".

Hoy cupcakes de Rudolph el Reno para "Una Visita de Santa Claus". ¿Os suena?...

"Era Rodolfo un reno, que tenía la nariz, roja como la grana y de una forma singular.

Todos sus compañeros se reían sin parar, y nuestro pobre amigo no dejaba de llorar.
Pero la Navidad llegó y Santa Claus bajó, y a Rodolfo eligió por su singular nariz.
 
Tirando del trineo, Rodolfo causa sensación y desde aquel momento toda burla se acabó".

Origen.

Una de las cosas que más intriga a los niños de personajes como Papá Noel o los Reyes Magos es, ¿cómo consiguen repartir los juguetes tan solo en una noche?, ¿y cómo se pueden desplazar de un sitio a otro con tanta rapidez?. Estas cuestiones de logística en el caso del grandullón del traje rojo y la larga barba blanca está más que solucionada gracias a nueve increíbles renos que consiguen que esa noche la magia llegue a las casas de millones de ilusionados niños. Y como en todo, siempre hay una historia detrás, en su caso un poema anónimo que apareció en 1823, “A Visit From St. Nicholas”, una visita de San Nicolás. En el poema, Clement Clark Moore al que se atribuye el texto mencionaba un trineo tirado por ocho veloces renos. Ocho patas también tenía el caballo del dios escandinavo Odín, "Sleipnir", en el que muchos ven el origen de estos renos, dado que existen referencias previas a Papá Noel en un trineo tirado por un caballo blanco.


¿Ocho?, ¿nueve?, los números no salen…

Si hacéis cuentas en el poema de Clark, únicamente aparecían ocho renos. Cada uno con una personalidad diferente y un nombre acorde a la misma:

Donner (Trueno), que representa el trueno.

Blizten (Relámpago), el espiritu del relámpago.

Vixen (Juguetón), la más hermosa y a la vez resistente de todos ellos.

Cupid (Cupido), que representa el amor

Comet (Cometa), veloz como una cometa y muy alegre y vivaracho. 

Dasher (Sagaz) y Dancer (Danzarín), ambos eran los dos lideres de cada uno de los lados del trineo hasta la llegada de Rudolf.

Prancer (Saltarín), el acróbata y saltador del grupo.

Entonces, ¿de dónde sale nuestro pequeño Rudolph (Rodolfo)? Pues bien, nestro protagonista no apareció hasta 1939; Rudolph o Rodolfo el reno, como prefiráis llamarlo es el más conocido de los fieles renos de Santa Claus, pero fue el último en llegar.

Nació en unos grandes almacenes, sí fue parte de la promoción de navidad del establecimiento. Los Almacenes Montgomery Ward de Chicago, distribuían en navidad como presente a sus clientes libros infantiles para colorear. En 1939 decidieron reducir costes, siempre lo mismo ¡verdad! como si no pasasen los años, y encargaron el diseño del libro a uno de sus encargados. Se llamaba Robert L. May, redactor publicitario de 34 años de edad, que dío vida a un pequeño reno de naríz colorada que hizo las delicias de los niños.

Fue tal el éxito, que los libros para colorear pasaron a la historia, y los grandes almacenes pasaron a regalar este cuento año tras año en esas fechas. En 1946, para cuando ya se han editado seis millones de copias de "Christmas Story", Robert L. May, tras el fallecimiento de su esposa y en una precaria situación económica consiguió que se le reconociese la autoria de la historia  para poderlo publicar comercialmente. Así lo hizo en 1947 y desde entonces, Rudolf se convirtió en el preferido por todos los niños, pasando a capitanear el trineo de Santa Claus.

Si a esto añadimos la canción compuesta por el cuñado de Robert, Johnny Marks, que popularizó Gene Autry en 1949, la fama de Rudolph ya era imparable convirtiendose en todo un icono navideño como el muñeco de nieve o los elfos. Para que os hagáis una idea esa navida se vendieron dos millones de copias del disco.

Su significado…

A veces ocurre... hay personajes que calan en la gente, niños y adultos y que traspasan el medio en el que fueron creados. Cuando esto pasa hay que preguntarse el por qué, ¿qué hay en ellos de diferente?, ¿qué los hace tan especiales?

En el caso de que Rudolph el reno de la roja nariz, tengo que decir que para mi además de recordarme en exceso al cuento del patito feo (algunos dicen que el autor se inspiró en él), es como el "Platano de Canarias". No, no me he tomado nada, ni me he vuelto loca. Os explico, no sé si conoceréis la campaña publicitaria que hace unos cuantos años realizó el Grupo AGR para "Platano de Canarias". La distribución de los productos hortofrutícolas ha de cumplir unos requisitos de tamaño, calibre y estado muy estrictos, ademas de que que no estén golpeados, manchados, etc. El "Platano de Canarias", presentaba una gran debilidad para su comercialización ya que tiene unas motitas marrones que pueden parecer a simple vista manchas y lo afean esteticamente hablando. Lo que trató esa campaña fue, no solo contrarrestar esa debilidad y convertirla en una fortaleza, sino además hacer de ella una ventaja diferencial respecto a la banana. Y lo consiguieron...
"Las apariencias engañan, el sabor no", "Sí tiene motitas, sí es platano de Canarias"

La idea era trasmitir el mayor sabor del platano de Canarias y además identificarlo gracias a esas dimunutas motitas.

Pues bien, con Rudolph pasa algo parecido, un joven reno que es centro de las burlas en su manada, por su característica naríz colorada que además puede hacer brillar. Una gran tormenta que amenaza la Navidad al impedir despegar al trineo por falta de visbilidad, y una debilidad convertida en fortaleza. La potente luz de su naríz que consigue guiar a Santa Claus en su viaje. Creo que esto es lo que ha hecho que los niños se identifiquen con este reno, eso y el que el hecho de que ha logrado ser diferente.

Receta: Cupcake de Chocolate "Rudolph el Reno" (24 rac).
(Variación sobre una receta de Betty Crocker de "El gran libro de los Cupcakes") 

- Cupcake de chocolate: 250 gr de harina, 1 cucharada y cuarto de bicarbonato de soda, 1 cucharada de sal, 1/4 cucharadita de levadura, 240 ml de agua caliente, 100 gr de cacao amargo, 190 gr de manteca vegetal, 300 gr de azúcar, 2 huevos y 1 cucharadita de vainilla.
 
 - Decoración: Galletitas saladas en forma de lazo, lacasitos en varios tamaños blancos, marrones y rojos y galletas pequeñas redondas.
 
- Crema de chocolate: 125 gr de mantequilla o margarina, 2 cucharaditas de vainilla, 3 ó 4 cucharadas de leche,  85 gr de chocolate fondant fundido y 350 gr de azúcar glas.

 
Preparación:
 
- Cupcakes: Precalentar el horno a 175 º y mientras colocar las cápsulas de papel rizado en los 24 moldes (tamaño normal). Por un lado, mezclar la harina, la mantequilla, el bicarbonato, la sal y la levadura. Y en otro recipiente el agua caliente con el cacao para que éste se disuelva. En un recipiente grande batir la margarina 20s, después batir de nuevo unos 2 minutos con el azúcar que incorporaremos en tandas de unos 50 gr, la velocidad debe ser media y conviene raspar el recipiente de vez en cuando. Añadimos los huevos de uno en uno y batimos, y la vainilla. Bajamos la velocidad de la batidora y añadimos poco a poco las dos mezclas que tenemos reservadas, la de la harina y la del cacao. Repartimos en los moldes la mezcla rellenando cada uno en 2/3 de su capacidad. Lo introducimos en el horno y dejamos cocer entre 20-25 minutos hasta que se doren. Sacar del horno dejar reposar en la bandeja 5 minutos antes de retirar los cupcakes de los moldes y colocarlos en una rejilla para que se enfríen. 

- Crema de chocolate: Mezclar el chocolate con la mantequilla. Añadir elazúcar glas en tandas y remover. Incorporar la leche, la vainilla y batir. Si la crema sigue siendo muy espesa se puede añadir un poco más de leche, y batir de nuevo hasta que quede homogénea.
 

- Decoración: Colocamos una buena cantidad de crema en el centro del cupcake con una espátula o cuchara y la extendemos hacia los lados. Después colocaremos los cuernos del reno que lograréis partiendo por la mitad las galletitas saladas, los ojos dos que serán dos lacasitos blancos y el hocico, una galletita redonda pequeña. Con un poquito de crema de chocolate tenéis que dibujar en los ojos las pupilas del reno y pegar la nariz roja, un lacasito rojo pero más pequeño. Las orejas a cada lado son dos lacasitos marrones y ¡voilá nuestro Reno terminado!.

Espero que os haya gustado la receta, si tenéis niños sacad un poco de tiempo y cocinadla con ellos, los pasaréis muy bien todos juntos. Además con ella, comenzamos una semana muy navideña en "Mujer después de los 40", en la que os preparado un poco de todo, y alguna que otra sorpresa. 
"Ojalá pudiesemos meter el espiritu de la Navidad en tarros, y abrir uno de ellos cada mes del año"" H. Miller


6 comentarios:

  1. No tenía ni idea de que me iba a encontrar cuando he visto el título en la comunidad, pero nena, sublime!!!! Una inter-conexión muy muy bien hecha!!! La de valorar la diferencia cómo algo especial y fantástico!!!!
    Un abrazo Cristina!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te guste, es deformación profesional, aunque aparentemente no tenga nada que ver este reno ha sabido crear marca porque se ha diferenciado del resto, de la competencia como haría una empresa, un abrazo :D

      Eliminar
  2. Me dejas maravillada, eres como un libro mágico. Cuando comienzas a leer, tienes una imagen de lo que leerás y, aun sabiéndolo. siempre me dejas sorprendida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Supongo que lo del platano de Canarias despita, pero al final todo tiene relación, Un abrazo Ainhoa

      Eliminar
  3. Muy buena entrada Cristina. Justo esta semana cantamos la historia de Rudolf en mis clases de inglés con los niños y nos divertimos bastante haciendo puzzles y ordenando la historia, cantando la canción y otros villancicos. la receta está muy bien explicada. algunos de estos días me llenaré de valor y haré algunos cupcakes. El día que los haga seguro que te enterarás porque será un gran logro que me propuesto. A ver si este año no lo dejo sin cumplir como otras cosas.
    Muchas gracias por todas tus ideas. Felices fiestas. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Lumy, la verdad es que no es muy complicado ya me contarás que tal te salen, un abrazo :D

      Eliminar

Quiero agradeceros que visitéis mi pequeño rincón. Vuestros comentarios me animan a seguir cada día. Un abrazo :D

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Blogging tips